Compra juguete para sobrina de un año y en vez de que el juguete dijera algo lindo emite mensaje obsceno que dice “Chupame la corneta”

En Chile una mujer se dispuso a comprar juguetes para celebrar el primer año de su sobrina. La mujer fue al supermercado para elegir los juguetes adecuados para la niña de doce meses de nacida. Todo marchaba bien hasta ese momento, pero cuando llegó a su domicilio para revisar las compras la mujer se percató que uno de los juguetes decía algo obsceno. El juguete era un micrófono con baterías el cual, en lugar de decir alguna cosa infantil, trasmitía un mensaje obsceno. Cuando se encendía el micrófono decía: “Chúpame la corneta” y esto lo repetía una y otra vez.

La mujer hizo público en sus redes sociales lo que había descubierto y señaló que el mensaje que decía el juguete no era apto para que un niño lo estuviera escuchando. La mujer dijo que ese tipo de juguetes pertenecen a la marca Kidz Time. Cuando la noticia se hizo viral, la tienda señaló que la mujer había mal interpretado el mensaje. La empresa mandó un Twitter donde dijo lo siguiente:

Contactaremos a nuestra clienta y paralelamente investigaremos el hecho”. Tras el Twitt por parte de la empresa, usuarios dijeron que no es posible que, al fabricar un juguete para niños, en vez de emitir algo lindo con una voz tierna, pongan una grabación de un sujeto en donde lo único que repite sea “Chupame la corneta”. Dijeron que en vez de fabricar juguetes para niños deberían fabricar juguetes sexuales para adultos.

Deja un comentario